jueves, 3 de junio de 2010

Via Lactea



El ser humano puede vivir sin muchas cosas, pero parece que le cuesta hacerlo sin muñecos. Aunque su origen es incierto, antropólogos e historiadores del arte han detectado que los primeros días de estos artículos se ubican en la prehistoria. Desde tiempos inmemoriales, los niños han utilizado muñecos para imitar la vida cotidiana de los padres y sus hijos. En aquellos comienzos, las muñecas se fabricaban con madera, barro cocido, marfil o cera, y bien lejos estaban de estos “art toys” de plástico y sexo indefinido. 


Muñeca La Via Lactea


Hubert Caño

No hay comentarios:

Publicar un comentario