sábado, 29 de mayo de 2010

San Francisco de Asís y el camino de la Belleza


El arte, alejado de su instrumentalización premeditada y situado en el horizonte de la gratuidad, se manifiesta como plataforma viable para la pregunta por el sentido de la existencia y como fuente de la acción libertadora. Es la imagen como icono, no como ídolo, como apertura, promesa y traducción, y no como repliegue, caducidad y mimetismo vano.
Ángel Darío Carrero, ofm
Custodio de los Franciscanos del Caribe

No hay comentarios:

Publicar un comentario